Uribe, consulta anticorrupción, “castrochavismo y agresión a Venezuela

OSCAR H. AVELLANEDA  | 

Las normas anticorrupción que propone la consulta no existen porque el congreso siempre las ha hundido. Por eso se planteó la necesidad de obligar al congreso a aprobar estos 7 mandatos por medio de la consulta popular.

Los corruptos temen que nos expresemos masivamente rechazando la corrupción, y por ello Álvaro Uribe declaró su oposición a la consulta, y sus seguidores de manera perversa difundieron numerosas mentiras. Entre ellas que la consulta es “castrochavista”.

Esto es totalmente falso, en primer lugar porque la consulta no pretende modificar el sistema político ni socioeconómico del país, solamente busca incluir leyes para 7 puntos concretos, entre ellos: reducirle el salario a los congresistas, quitar la casa por cárcel para las personas que hayan cometido delitos de corrupción y no permitir que vuelvan a contratar con el Estado.

La estrategia de hablar de “castrochavismo” para infundir miedo fue usada con éxito en el referendo para oponerse a los acuerdos de Paz y en las pasadas elecciones presidenciales.

“Castrochavismo” es un término fabricado por Uribe para manipular a millones de colombianos, aprovechando que, como señala Julián de Zubiría Samper:

“Un país donde menos del 1% lee de manera crítica no se maneja con ideas sino con emociones” (…)

“Como la educación es de tan bajísima calidad y como eso lo saben los políticos, manipulan a este país y le meten el cuento del “castrochavismo”, como le metieron los papás el cuento de que ya viene el coco” (…)

“En realidad lo que está detrás del problema es la bajísima calidad de la educación. Ese es el germen del problema. Mientras el país no se decida a invertir en educación y en ciencia no tenemos futuro como sociedad”.

En una entrevista con CNN en español el 14 de noviembre del 2013, Uribe dijo “a mí me parece que el deterioro de la seguridad en Colombia, el abandono de los sectores populares, y el debilitamiento de la economía, pueden conducir, después de una reelección del presidente Santos, a que las Farc incorporada con unos grupos, conduzcan a Colombia al castrochavismo, eso es algo que queremos evitar.”

Gracias a su campaña de miedo en el plebiscito por la paz, del 2 de octubre de 2016, ganó el NO, dejando sorprendida a la comunidad internacional.

No era de esperarse que ganara el no, ya que se trataba de la firma de los Acuerdos de Paz con las FARC, después de 50 años de guerra.

Su estrategia fue lograr que la imagen del proceso de paz fuera vista como un mal para la sociedad, hacer ver la firma de la Paz como el inicio de un caos político: el “castrochavismo”. Una palabra de la cual no existe ni siquiera una definición acertada.

Álvaro Uribe, líder opositor del NO, pronunció unas declaraciones el 1 de abril de 2017, en el marco de la mal llamada “marcha nacional contra la corrupción”, en Medellín donde uso la palabra terrorismo 12 veces, Venezuela 9 veces y “castrochavismo 11 veces.

En la estructura de sus discursos relaciona y hace énfasis en estos términos para causar terror, y generar sentimientos de odio en sus seguidores.

Los noticieros de televisión, (como aún lo hacen a diario), se hicieron eco del discurso para deslegitimar el proceso de paz:

Aseguró que la firma de los acuerdos era una manera de iniciar con “el castrochavismo” y comparó a Santos nada menos que con Fidel Castro.

Se puede asegurar que la palabra “castrochavismo” es un sucio elemento retórico usado en sus discursos para tergiversar la realidad, y atacar a Venezuela sembrando temor en la sociedad, logrando que millones hayan visto los acuerdos de Paz como generadores de “castrochavismo, tiranía y terrorismo”.

La inmensa mayoría de los ciudadanos nunca leyeron los textos de los Acuerdos y su campaña provocó que ganara el NO.

Hoy, gracias a su campaña contra Venezuela en alianza con los medios de comunicación de la burguesía, la palabra Venezuela es asociada con “caos, y dictadura” en el imaginario popular, lo que les permite preparar un incidente armado en la frontera, para luego decir que el ejército Venezolano atacó a Colombia y pedir la “ayuda” de la OTAN y el grupo de Lima.

Las tropas de la “coalición internacional” (la misma que funcionó en Irak y en Libia) actuarán claro, en “apoyo a la democracia”, y de ese modo, el escenario de la Guerra en el Medio Oriente, se trasladará a suelo americano.

Esa Guerra imperial, finalmente, no será exitosa, porque millones de Venezolanos defenderán su suelo y harán morder el polvo de la derrota a los invasores vengan de donde vengan.

Hoy ni Venezuela es Guatemala, ni estamos en 1954, y no serán solo los llanos venezolanos el escenario de esta contienda. En cada país de América estallará con furia, la Solidaridad -la verdadera- con la Patria de Bolívar y su Pueblo.

Videos:

Álvaro Uribe: Hay peligro de “Castro-Chavismo” en Colombia
https://www.youtube.com/watch?v=nFtohZNGNMU
MANIPULAN AL PAIS CON EL CUENTO DEL CASTROCHAVISMO
https://www.youtube.com/watch?v=0_Ce87XdLVc

Fuentes:
http://pacocol.org/index.php/noticias/nacional/5709-7-mentiras-uribistas-contra-la-consulta-anticorrupcion-del-26-de-agosto
http://pacocol.org/index.php/noticias/nacional/5702-el-uribismo-tiene-miedo-a-la-consulta-anticorrupcion
https://www.las2orillas.co/ese-cuento-del-castrochavismo-de-uribe-si-que-sirvio/
https://es.wikipedia.org/wiki/Plebiscito_sobre_los_acuerdos_de_paz_de_Colombia_de_2016
http://pacocol.org/index.php/noticias/conflicto-armado/5741-preparan-incidente-militar-en-la-frontera-para-iniciar-guerra-contra-venezuela

Anuncios