Comunicado del Comité Unidos Revocamos a Peñalosa con respecto al CNE

revocatorio-penalozaComunicado del Comité Unidos Revocamos a Peñalosa con respecto al CNE

(Prensa.C.U.R.P) |Bogotá.

El siguiente es el comunicado entregado este jueves 4 de mayo en horas de la mañana por representantes del Comité Unidos Revocamos a Peñalosa a los medios  de comunicación con respecto al Consejo Nacional Electoral. 

COMITÉ UNIDOS REVOCAMOS A PEÑALOSA

Comunicado a la Opinión Pública:

Hoy el Consejo Nacional Electoral (CNE) pretende dar un golpe a la frágil democracia de Colombia, tratando de debilitar uno de sus valiosos componentes, la democracia participativa, al establecer una Resolución con la cual busca tener las manos libres para desmontar a conveniencia de poderes antipopulares y plutocráticos establecidos los mecanismo de participación ciudadana de revocatoria de mandato que no se acomoden a sus intereses.

Pasando por encima de la Ley estatutaria 1757 del 2015 que regula los procedimientos de participación ciudadana, el CNE pretende abrogarse la autoridad, por encima del Congreso de la República y de la voluntad popular que este representa, para establecer nuevas reglas de juego y aplicarlas retroactivamente en contra de procesos de revocatoria como el que en Bogotá tipifica Unidos Revocamos a Peñalosa, que en un corto tiempo logró depositar ante la Registraduría Distrital del estado Civil 700.198 firmas en un hecho sin precedentes en la historia de la ciudad que indica el altísimo grado de rechazo de la ciudadanía a la gestión del mandatario.

Para congraciarse con el alcalde, y con los poderes económicos y políticos detrás de su gobierno, que son los mismos que representa el CNE, una mayoría espúrea de magistrados politiqueros no duda en prevaricar dictando una resolución arbitraria para aplicar una regulación sobre los procedimientos de registro de los comités y el contenido de las exposiciones de motivo de las revocatorias buscando favorecer a Peñalosa actuando en contravía de la Constitución Política de 1991 y de las leyes vigentes que rigen los procesos de participación ciudadana.

El Comité Unidos Revocamos a Peñalosa se inscribió ante autoridad competente, la Registraduría Distrital del Estado Civil, la cual en derecho y de acuerdo con la normatividad vigente, avaló la exposición de motivos y demás requisitos legales presentados por los revocantes. No puede alegarse ahora presunto fallo alguno, en cuanto a contenido de la exposición de motivos y procedimientos seguidos en la inscripción, que castigue a los ciudadanos a quienes no se les puede imponer la carga de la prueba de la exposición de motivos ni de la rectitud de los procedimientos institucionales seguidos por la Registraduría Distrital. Esa carga de la prueba no corresponde asumirla a quienes de buena fe han seguido, al momento del registro del Comité, las únicas normas legales vigentes que orientaban la construcción de la exposición de motivos y el procedimiento de inscripción.

De acuerdo con la ley 1564 del 2012, artículo 624, es con base en las leyes vigentes al momento de empezar a transcurrir el registro del Comité de revocatoria y de la entrega de firmas que deben ser juzgados los hechos y no con base en ninguna regulación posterior a los mismos.

Es evidente el interés de Peñalosa, a través del CNE, de desmontar el Comité Unidos Revocamos a Peñalosa. Ello lo corrobora el hecho de que uno de los tres ponentes de la sala del CNE que adoptará la Resolución que busca salvarlo de la revocatoria es Hector Helí Rojas, quien ha sido recusado por su manifiesto conflicto de interés al entrar en dependencia del alcalde al haber sido nombrada su hija funcionaria de la secretaría general de la alcaldía del cual es titular quien es objeto de la revocatoria popular.

Esta conspiración antidemocrática del CNE no sólo afecta el proceso de revocatoria de Bogotá sino los de todo el país, así como sienta un grave precedente contra la democracia participativa en sus distintas expresiones, que quiere ser desmontada por las fuerzas cuyos intereses económicos y políticos son afectables por las decisiones soberanas del pueblo.

Manifestamos a la opinión pública la firme voluntad de defender las 700 mil firmas ya depositadas en la Registraduría Distrital a través de la más amplia movilización ciudadana y de las acciones jurídicas que se estimen convenientes ante la gravedad del golpe contra la democracia participativa propiciado por el CNE en contubernio con el gobierno nacional, el gobierno distrital y los agentes políticos que no quieren que en Colombia se mantenga y desarrolle la democracia participativa.

Nuestro proceso de revocatoria de Peñalosa continúa. Llamamos a que los y las ciudadanos y ciudadanas prosigan con la recolección de firmas; a la vigilancia y rechazo de las acciones antidemocráticas del CNE; y al control y veeduría de la revisión de las firmas entregadas a la Registraduría Distrital.

Solicitamos que el CNE fije la fecha a la Audiencia Pública solicitada el 10 de abril para que las voces de la ciudadanía y de quienes estamos impulsando los procesos de revocatoria sean escuchadas. La conspiración tampoco puede silenciar los recursos a que los ciudadanos tenemos derecho para que nuestras voces sean escuchadas.

Es momento de unidad para enfrentar a quienes pretenden burlar los escasos mecanismos de participación democrática de que disponemos. Confiamos en la fortaleza del apoyo popular a esta causa y en el respaldo de los firmantes de la revocatoria. Es momento de defender nuestras firmas a través de la movilización.

Unidos revocamos a Peñalosa, Bogotá D.C., Mayo 4 del 2017.

Anuncios